Dra. Adriana Ruz

3 tipos de cirugía para los senos

Dec 19, 2022

Agendar mi cita

La cirugía de senos es una de las cirugías plásticas más solicitadas entre las mujeres a nivel mundial. Gracias a las técnicas que se pueden aplicar para brindar resultados maravillosos. La cirugía de senos permite a una mujer mejorar aspectos estéticos y funcionales, sobre todo a mejorar su autoestima.

Hay diferentes opciones dependiendo de las necesidades del paciente y de los resultados que desea obtener. Es importante que siempre haya una consulta previa para poder valorar todos los aspectos a tener en cuenta y así elegir el procedimiento correcto.

Para saber cuál es la mejor opción, es importante obtener más información:

Mamoplastia de Aumento

La mamoplastia de aumento es una cirugía cuyo objetivo principal es aumentar el volumen de los senos y mejorar su forma. Muchas veces los senos pierden volumen después de una gran pérdida peso, o en otros casos los senos son genéticamente pequeños y la mujer desea un tamaño más grande. Para este tipo de situaciones, la mamoplastia de aumento es la mejor opción.

Existen 2 técnicas para esta cirugía; la primera consiste en realizar el aumento de senos por medio de inyección de grasa, con grasa obtenida en una liposucción. Es importante considerar que a través de la lipoinyección, la proyección que podemos obtener de los senos es poca en comparación con los implantes, el aumento que puede lograrse es leve a moderado.

La segunda opción son los implantes de senos, esta será la opción para aquellas pacientes que busquen mayor proyección y un aumento considerable de talla. Es necesario asistir a consulta para discutir los riesgos y beneficios de este procedimiento y aclarar todas las dudas sobre los implantes.

En la mamoplastia de aumento con implantes el procedimiento puede realizarse con cicatriz a través de la areola o en el pliegue infra mamario.

Actualmente, se usan implantes de silicona cohesiva que son muy seguros y duraderos. Los implantes mamarios que usamos en nuestros pacientes son hechos con materiales de la más alta calidad y tecnología.

Mamoplastia de reducción

La mamoplastia de reducción consiste en resecar (quitar) todo el tejido glandular, graso y piel en exceso, para reducir el tamaño de los senos, levantarlos y darles una mejor forma y apariencia.

La reducción de senos es ideal para mujeres que tienen senos grandes y que debido a esto puedan presentar molestias tales como problemas en la piel, dolor de espalda y cuello.

En este procedimiento la cicatriz en los senos será alrededor de la areola, vertical o en forma de T invertida dependiendo del caso de cada paciente.

Mastopexia

La Mastopexia se realiza en pacientes con ptosis-mamaria (senos caídos). Consiste en reacomodar el tejido mamario y realizar una resección de piel para levantarlos y mejorar la forma. Además, se pueden reubicar las areolas o disminuirlas de tamaño si es necesario. Es una cirugía para todo tipo de senos, sean pequeños o grandes.

En algunos casos, según las características o deseos de cada paciente, pueden usarse prótesis mamarias.

Esta es una cirugía que puede tener tipos diferentes de cicatrices, la elección de la técnica depende de cada caso.

Una parte muy importante de cualquier operación en los senos, es el postoperatorio. Si se tienen los cuidados correctos y se siguen las indicaciones dadas por el cirujano, es posible manejar el proceso de cicatrización y los resultados serán increíbles.

Muchas mujeres temen por las cicatrices posteriores a la cirugía, sin embargo, algunos factores pueden favorecer este proceso:

Si se realiza el procedimiento con el profesional adecuado, los resultados serán exitosos y se disminuye el riesgo de complicaciones.


Más blogs que te pueden interesar...